Once personas murieron por coronavirus

Once personas murieron y 438 fueron diagnosticadas con coronavirus en las últimas 24 horas, con lo cual son 393 los decesos y 8.809 los infectados, en un contexto donde el presidente Alberto Fernández advirtió que la «normalidad no existe más» en el país debido a los efectos de la pandemia.

El Ministerio de Salud informó que del total de casos registrados, 940 (10,7%) son importados, 3.879 (44%) contactos estrechos de casos confirmados, 2.758 (31,3%) casos de circulación comunitaria y el resto se encuentra en investigación epidemiológica.

La cartera sanitaria notificó en su reporte vespertino que murieron seis hombres, cuatro residentes en la Ciudad de Buenos Aires de 85, 74, 54 y 51 años; dos residentes en la provincia de Buenos Aires de 81 y 66 y tres mujeres, dos en la provincia de Chaco de 63 y 74 años y una de 86 en la Ciudad de Buenos Aires.

El parte matutino indicó que murieron un hombre, de 61 años, residente en la provincia de Chaco; al igual que una mujer fallecida, de 69.

En tanto, el presidente Alberto Fernández advirtió que la «normalidad no existe más» en el país debido a los efectos de la pandemia, llamó a «no dudar de lo hecho» e invitó a «mirar los resultados» comparativos con otros países.

«No debemos dudar de lo que hemos hecho, no debemos preguntarnos si hicimos bien porque para preguntarse si lo que hicimos está bien, miren los resultados», afirmó Fernández, al asistir a la reapertura de la planta industrial de la automotriz Volkswagen, en General Pacheco.

El mandatario destacó que la lucha contra el virus es «un trabajo social conjunto, magnífico, que hasta acá nos ha dado buenos resultados pero estamos lejos de haber terminado el problema, muy lejos y por eso tenemos que ir viendo cómo rehabilitamos el funcionamiento de la economía, pero debemos hacerlo con cuidado».

En este marco, el Presidente evalúa una posible extensión de las medidas de restricción, de acuerdo con la evolución de la pandemia y sus diferentes manifestaciones en el territorio.

Según un relevamiento realizado por Télam, el Gobierno nacional destinó en los dos primeros meses de la emergencia sanitaria alrededor de $ 1,65 billones a financiar las distintas medidas adoptadas para contener los efectos del coronavirus en la salud de la población y en la actividad económica.

En el capítulo de los tratamientos de la enfermedad, el Hospital de Trauma Dr. Federico Abete, de la localidad bonaerense de Malvinas Argentinas, se convirtió en el primero de la provincia en aplicar “plasma rico en anticuerpos” para tratar a tres pacientes con coronavirus, se informó hoy desde ese municipio.

Para la secretaria de Salud del Municipio de Malvinas Argentinas, Dolores Ouviño, el procedimiento “es sumamente alentador”.

En tanto, el Ejecutivo habilitó hoy la reanudación de actividades industriales en los municipios bonaerenses de La Matanza, San Martín, Tres de Febrero, Pilar, Quilmes y Zárate, con la obligación de cumplir protocolos sanitarios y ciertas reglamentaciones de funcionamiento y cuidado de los trabajadores.

En el Senado, el oficialismo obtuvo hoy dictamen favorable al proyecto para eximir del impuesto a las ganancias al personal de la salud y de seguridad mientras dure la pandemia, en un debate virtual marcado por duras acusaciones por la herencia recibida del gobierno anterior, en el que la oposición acompañó con su voto pero en disidencia.

Asimismo, el gobierno bonaerense y el porteño trabajan en forma conjunta en un esquema de mayor control en los accesos y en el transporte público que conecta ambos distritos, para prevenir picos de contagios como consecuencia del traslado de personas.

En este marco, el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, afirmó que el próximo jueves se evaluarán los resultados y el impacto de la flexibilización de la cuarentena en la Ciudad, que comenzó hace una semana con la apertura de comercios de cercanía, para decidir qué nuevas medidas se le propondrá al Gobierno nacional.

En tanto, en la ciudad de Córdoba los controles estrictos de seguridad en los principales ingresos y barrios de la capital provincial se retomaron hoy tras suspenderse la flexibilización de la cuarentena habilitada desde el lunes 11 de mayo, lo que implicó regresar a la Fase 3 por el brote de casos de coronavirus en los últimos días.

En el plano internacional, el coronavirus continuó su fuerte avance en Chile, México, India y Sudáfrica pese a las cuarentenas, mientras que Brasil ya está tercero en número de contagios por detrás de Rusia, que hoy registró más de 9.000 y Estados Unidos, que superó los 1,5 millones.

Los brotes llegan luego de que gran parte de Asia y Europa y decenas de estados de Estados Unidos, entre ellos algunos muy afectados por el virus, como Nueva York, comenzaran a aliviar confinamientos y reanudar actividades productivas con medidas sanitarias para evitar una segunda ola de infecciones.

Los casos también aumentan en África cuyos 54 países confirmaron más de 88.000 infecciones , informó hoy el Centro para el Control de Enfermedades de África.

Algunos de los brotes más preocupantes han ocurrido en América Latina, donde ya hay más de 480.000 casos y más de 31.000 muertes. La peor situación es la de Brasil, que ayer se convirtió en el tercer país en cifra de casos, con más de 250.000, pese al bajo número de test realizados.

En Chile, el gobierno anunció hoy un nuevo récord diario de 31 muertes y 3.520 contagios de coronavirus en las últimas 24 horas, días después de poner en cuarentena total al Gran Santiago tras varias jornadas de récord de nuevos casos y decesos posteriores a una reanudación gradual de actividades económicas.

En México, los contagios de coronavirus superaron los 50.000 y las muertes son más de 5.300, informaron las autoridades, pero una ONG afirmó que la cifra de decesos en la capital, Ciudad de México, podría triplicar la oficial, informó la agencia de noticias EFE.

India, en tanto, superó hoy los 100.000 casos y los 3.000 muertos por coronavirus y se convirtió en el undécimo país del mundo en traspasar esa cifra de contagios.

En tanto, el Reino Unido quedó hoy a poco de llegar al cuarto de millón de infectados y el gobierno recibió críticas por su gestión de la pandemia, tras conocerse que más de 11.600 personas murieron en los geriátricos por esa enfermedad.

A nivel global, la cifra de casos de coronavirus supera los 4,8 millones y las muertes, las 319.000, según la Universidad Johns Hopkins.

A %d blogueros les gusta esto: